lunes, 7 de marzo de 2011

Cementerio de Disidentes abrirá como memorial de los inmigrantes

http://www.emol.com/
lunes 7 de marzo de 2011

Recinto construido en 1825 en Valparaíso:

La idea es rendir un homenaje a las 3.500 personas que allí descansan, la mayoría extranjeros que no eran católicos y llegaron en el siglo XIX para trabajar por el país.

HERNÁN CISTERNAS
VALPARAÍSO.- A tres cuadras de la plaza Aníbal Pinto, en pleno centro de esta ciudad, las lápidas escritas en inglés y alemán del Cementerio de Disidentes dan cuenta que allí descansan extranjeros que llegaron a Chile a mediados y fines del siglo XIX para aportar al desarrollo de la incipiente nación. Por ello, el lugar pretende convertirse en un museo memorial de los inmigrantes.



En el pulcro recinto, donde a diferencia de otros cementerios casi no hay mausoleos en altura, se habilitó la plaza Immigrant's Memorial Square.

En ese lugar se les rinde un homenaje: "a los hombres y mujeres que llegaron a esta tierra con la esperanza de corazones libres y grandes sueños; a aquellos que echaron raíces y formaron familias y hoy son parte de nuestra patria; a aquellos que yacen aquí, pero no tuvieron descendencia y sus sepulturas fueron abandonadas. A todos ellos, que dejaron huellas y les debemos una parte de lo que somos".

La historiadora Ana María Ojeda, quien investigó cien años de los cementerios porteños, explicó que las tumbas de este lugar son un libro de la historia de Valparaíso y del país. Junto a familias extranjeras tradicionales del puerto, como las inglesas MacKay y las alemanas Hucke, figuran el almirante Robert Simpson, el reverendo David Trumbull, fundador y pastor de la primera iglesia presbiteriana; la condesa Elizabeth Ernst Leitner y Henry Osbond Burdon, que peleó en Waterloo, cuando ingleses y prusianos derrotaron a Napoleón.

También se encuentra el monumento erigido en memoria de los 58 marineros fallecidos y 65 desaparecidos de la fragata norteamericana Essex, hundida en 1814 frente a Viña del Mar por los buques ingleses Cherub y Phoeb.

El cementerio se creó en 1825, puesto que el Cementerio Católico de Santiago no aceptaba la sepultación de no católicos. Sólo en 1883 se terminó con la discriminación por religión en los cementerios fiscales y municipales, al dictarse las leyes laicas. Hasta entonces, el lugar albergó a los fallecidos de Santiago, La Serena y otros puntos del país.

A LOS VISITANTES
La Corporación Cementerio de Disidentes abrirá de 9 a 13 horas y de 15 a 17 horas. Los domingos, las visitas sólo serán en la mañana.

---

No hay comentarios:

Publicar un comentario