lunes, 18 de abril de 2011

En Magallanes construyen réplica del bote de la odisea de Ernest Shackleton en Mar de Drake

www.emol.com
lunes 18 de abril de 2011

Pequeño bote navegó 1.500 kilómetros en 1916:

Desafiando frío y tempestades, el grupo logró llegar a las islas Georgias y pedir ayuda para los náufragos del "Endurance".

ROLANDO MARTÍNEZ E IVÁN MARTINIC




A orillas del Estrecho de Magallanes, 7,5 km al norte de Punta Arenas, se construye una réplica del bote ballenero "James Caird", utilizado hace 95 años por el explorador británico Ernest Shackleton en una épica travesía entre la isla Elefante, en la Antártica, y las islas Georgias del sur, en el Atlántico.

Consciente de que arriesgaba su vida y las de sus cinco acompañantes, el europeo se lanzó en el bote al Mar de Drake.

En la isla Elefante habían quedado otros 22 náufragos del buque "Endurance", que llevaba seis meses atrapado entre los hielos.

"Es como para levantarle un monumento a Shackleton por su coraje", dice Mateo Martinic, Premio Nacional de Historia en 2000.

"Se juega el todo contra nada para lograr su objetivo. Basta mirar el mapa para ver la inmensa travesía", añade.

Fueron 17 días de tormentas, marejadas, vientos y frío en que el bote viajó 1.500 km. Un sextante (instrumento que mide ángulos) y una brújula eran sus únicos apoyos para llegar a las Georgias.

La idea de reconstruir el "James Caird" es del empresario Juan Luis Mattassi, el mismo que patrocina la réplica de la "Nao Victoria" en que Hernando de Magallanes descubrió en 1520 el paso que lleva su nombre y que hoy es visible a orillas del estrecho. La exhibición se abrirá en dos o tres meses, cuando culmine la construcción del bote fabricado con madera de lenga.

Casi 14 mil km más al norte, el "James Caird" original aún existe y puede ser visitado en el Dulwich College, al sur de Londres.

El origen

Frustrado su propósito de ser el primero en alcanzar el Polo Sur -el noruego Roald Amundsen lo logró en 1911-, Shackleton se empeñó en ser el primero en cruzar la Antártica.

Para eso organizó el viaje del "Endurance", que sólo llegó hasta el Mar de Weddell, donde los hielos lo atraparon. Con tres botes salvavidas (Stancomb Wills, Dudley Docker y James Caird, en honor a sus patrocinadores) y más de un año de navegación, llegaron a la isla Elefante.

Allí reforzaron el "James Caird" y eligieron a los más fuertes para su odisea: Frank Worsley, Tom Crean, Harry McNish, Timothy McCarthy y John Vincent. Zarparon el 24 de abril.

El 8 de mayo avistaron las Georgias. Sólo pudieron desembarcar dos días después. Debilitados y sin agua, aún debían caminar 22 km a la estación ballenera.

Pusieron tornillos del bote como grampones en sus botas y amarrados entre sí cruzaron la montaña. El 20 de mayo llegaron a la estación. Tras la proeza, Shackleton pudo viajar a Punta Arenas y abordar la escampavía "Yelcho" de la Armada. El 22 de agosto de 1916 llegó a la isla Elefante y así rescató a los 22 náufragos que aún seguían vivos.

---

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada