miércoles, 4 de mayo de 2011

La imprenta chilena celebra su bicentenario en la Biblioteca Nacional

www.emol.com
miércoles 4 de mayo de 2011

Ayer abrió la muestra "¡Se imprime!", con la que se conmemoran dos siglos de la llegada a Chile de la máquina de impresión.

Evelyn Erlij


La importación de la imprenta en 1811 fue el primer acto libertario de los patriotas sin permiso de la Corona.
Foto:CHRISTIAN ZUÑIGA

Quien haya visitado la Biblioteca Nacional probablemente la vio de paso. Se trata de la primera imprenta que llegó al país, la misma donde el 13 de febrero de 1812 se imprimió "La Aurora de Chile". La histórica pieza es hoy el centro de la exposición "¡Se imprime!", con la que se celebran los 200 años de la impresión en tierras chilenas.


Revista "Chile Ilustrado", de 1903. Número dedicado al Cuerpo de Bomberos.

La muestra, que estará abierta hasta fines de junio, se compone de paneles en los que se relata la historia de este oficio hasta hoy. Incluye también varios tesoros bibliográficos, entre ellos, ejemplares de la Lira Popular y de las primeras revistas chilenas, como "Suceso", "Zig-Zag" y "El Peneca".

"La importancia de la máquina que da origen a esta exposición es que con ella comenzó la revolución contra los españoles en el siglo XIX", explica José Soto Veragua, curador de la muestra y autor del libro "Historia de la imprenta en Chile". Para los patriotas, la imprenta significaba la expansión del conocimiento y, sobre todo, de sus ideales libertarios e independentistas.

"Está ya en nuestro poder el grande, el precioso instrumento de la ilustración universal: ¡La imprenta!... La voz de la razón y de la verdad se oirán entre nosotros después del triste e insufrible silencio de tres siglos", escribió Camilo Henríquez en el primer ejemplar de "La Aurora de Chile" -incluido en la muestra-, refiriéndose al enorme atraso de nuestro país en el ámbito de la impresión: la máquina llegó a México en 1540, a Lima en 1581 y a Buenos Aires en 1780.

Junto a piezas como "La Araucana", impresa en España, y textos realizados artesanalmente en Chile antes de la llegada de la imprenta, la muestra presenta material recién adquirido por la Biblioteca Nacional. "Se trata de nuevas compras y donaciones que incluyen 'La Lira Chilena' y algunos romanceros populares", explica Claudio Aguilera, Jefe de Extensión Cultural de la institución.


Pliego de la "Lira Chilena" realizada entre los años 30 y 50.

La "Lira Popular" tiene un espacio destacado en la exposición. "Es la llamada literatura del cordel, porque colgaban los ejemplares en las calles para venderlos. En ellos se relataban crímenes y rarezas, lo cual se hacía en décimas", detalla Soto Veragua. "¡Se imprime!" contempla, además, talleres de grabado que comienzan hoy y en los que el público podrá aprender cómo se imprimía la Lira Popular.

---

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada